florentina + severino

en veni, vidi, viernes

Al principio se muestran un poco tímidos y es normal, ya que pocas veces están juntos en público. Hoy son los protagonistas en todo el sentido de la palabra, los dos están acostumbrados a que las cámaras se paren frente a ellos y que todo el mundo quiera una foto a su lado. Sin embargo, Florentina y Severino hoy están solos, juntos, el uno pendiente del otro y con un motivo muy especial para nosotros en Parla Pellegrino. Con ellos estrenamos el mes del amor.

Nos confiesan que su relación ahora mismo no está en sus mejores momentos ya que Florentina esta molesta con Severino porque salió con sus amigos a jugar domino en vez de acompañarla al cine. Severino está haciendo todo lo posible por reconquistar a Florentina. Aunque ambos toman muy en serio su trabajo y sus tareas en Trattoria Pizzarelli tanto en Bella Vista como en Piantini , logran sacar tiempo para divertirse y enamorarse aun más el uno al otro.


“Todo se puede cuando el amor es tan importante. Además de que tenemos una ventaja muy grande y es que nosotros no consideramos como trabajo estar en Pizarrelli, eso se ha convertido en una verdadera pasión que nos permite disfrutar de muchas experiencias muy enriquecedoras”, comenta Severino.

Florentina es súper coqueta, juguetona, mandona, adicta a las compras y no puede pasar su semana sin ver Keeping Up With The Kardashians. Vino desde Nápoles a vacacionar y se enamoró desde que vio a Severino, por lo que decidió quedarse en el país.

J46A1856

Quienes los conocen bien, afirman que Severino es un cerdito jocoso, cool, aventurero, extrovertido, le encanta ver Apple TV y su serie favorita es Game of Thrones. Es sociable, a veces un poco celoso y posesivo cuando se trata de Florentina, pero dicen por ahí que es el amor que lo tiene así.

J46A1867

Tienen una relación igual que la de cualquiera, con chistes, problemas y MUCHA comida, como las pizzas de Trattoria y esos excelentes postres, pero sobre todo el Penne al Vodka.

J46A1833
J46A1807

Ninguno de los dos ha querido ser quien cocine para el otro porque la idea les ha parecido tan genial que lo han visto como una manera de compartir el uno con el otro. Así que manos, perdón paticas a la obra y la pasta está esperando en las cocinas. La salsa aurora al vodka con trocitos de tocineta, salchicha italiana y queso parmesano son los ingredientes que ambos adoran.