leo naut

en mi italiano favorito

Las integrantes femeninas de Parla Pellegrino tenemos una relación amor-odio con Mr. Porter: amamos todo el inventario de la tienda, y lo odiamos porque no podemos usarlo, por razones obvias. En el caso de Leo Naut, es una relación amor-amor: justo una caja de Mr. Porter trae consigo uno de sus más gratos recuerdos en Nueva York, su actual ciudad –dentro de ella había una bufanda de seda y algodón Missoni, un objeto que hoy para él es tan utilitario como emocional–.

Como abogado especializado en comercio internacional y relaciones gubernamentales, el hábito y el monje son inseparables. Sin embargo, entre traje oscuro y traje oscuro, los colores suaves de la bufanda dan un toque de color que puede ser una metáfora para la personalidad misma de Leo: es, quizás, el abogado más gracioso y relajado que hayan conocido. Aquí nos habla de su italiana favorita, cortesía de Angela, Luca y compañía.


¿Cómo llegaste a esa bufanda?
La bufanda más bien llegó a mi. Estaba teniendo una semana de perros, trabajando 12 horas todos los días y pasando por demasiados retos laborales. Una tarde de junio recibí una caja de mi tienda favorita: en ella estaba la bufanda y una nota. Esa fue la primera vez que recibí un regalo que no estuviera atado a una ocasión. Desde ese entonces, cada vez que me la pongo pienso que no importa por lo que esté pasando, todo va a estar bien, y que tengo alguien con quien compartir los buenos tiempos.

En una escala del normcore al brunch en Park Slope, ¿qué tan jíster es tu bufanda?
Es versátil: ella es jíster y mainstream al mismo tiempo. Soy bastante conservador de al vestirme; para muestra, mi color favorito es el azul marino. Por eso, la bufanda me da un toque de color que va bien desde Bushwick hasta el West Village. Por eso me gusta: no es ni muy fancy ni muy jíster.

Cuando compras ropa o accesorios con el sello MADE IN ITALY, te da una seguridad de que es un ítem duradero. ¿Cómo explicas esa sensación de tranquilidad que nos dan los objetos italianos?
¡Es una sensación especial! Yo uso mucho la frase “está bien pensao”, y con los productos hechos en Italia es la sensación que me da. Entiendes que el producto pasó por un proceso de diseño, de manufactura precisa y un examen de calidad. Ese zapato se ve y se siente bien; esa bufanda te abriga y protege; ese vino te satisface y te emociona el paladar. En fin, creo que todos buscamos ese artículo que te hace sentir especial y diferente: tanto en la moda como en otros productos de consumo, Made In Italy/Fatto in Italia te traslada a ese estilo de vida del cual todos nos enamoramos en The Talented Mr. Ripley.

 

LeoNaut1
Obviamente, en RD no necesitamos bufandas. ¿Recuerdas tu primer invierno viviendo en el noreste de EEUU, y cómo tuviste que entenderte con los distintos nudos? Hoy, ¿cuál es tu favorito?
Para ser sincero, nada más me sabía un nudo cuando llegue a Nueva York. Mi primer invierno aquí fue cruel y largo… No tengo otra forma de describirlo. Las temperaturas llegaron a -15 y -20 grados Celsius. Dadas esa condiciones, tuve que aprender como abrigarme lo mejor posible. Por más que quieras quedarte en tu casa aislado del frío, no puedes y ni debes: la ciudad está viva y con mil y una cosas que hacer.

 

Cada estación trae consigo una forma diferente de amarrarte la bufanda –excepto en el verano, cuando no quieres tener nada de ropa puesta–. Mi “nudo” favorito es darle vueltas hasta que me cubra el cuello entero. Me gusta porque así me mantiene cálido, pero al sentir calor se puede aflojar y queda más bien como un accesorio sobre la camisa.

 

Fotos: Cortesía de Leo Naut